viernes, 20 de abril de 2007

"Ciudad de cristal" de Paul Auster

"Todo empezó por un número equivocado, el teléfono sonó tres veces en mitad de la noche y la voz al otro lado preguntó por alguien que no era él. Mucho más tarde, cuando pudo pensar en las cosas que le sucedieron, llegaría a la conclusión de que nada era real excepto el azar. Pero eso fue mucho más tarde. Al principio, no había más que el suceso y sus consecuencias. Si hubiera podido ser diferente o si todo estaba predeterminado desde que la primera palabra salió de la boca del desconocido, no es la cuestión. La cuestión es la historia misma, y si significa algo o no significa nada no es la historia quien ha de decirlo."

3 comentarios:

Lo del sur dijo...

Mierda, acabo de recordar que hoy te vas a Nueva York...un mes, justo lo que yo pasaré en Barcelona, las casualidades a veces no están para complacernos.

También me sirve para darme cuenta que algún 20 de abril del 90 no fue la mejor fecha para nada, y mucho menos diecisiete años despues,...felicidades por tus treinta y pocos...y yo que te hacía con 42...

Esta noche se me hace todo imposible y demasiado contrario a mi misma. Todo se vuelve a repetir...en mi ciclo del infortunio. Pero algún día me contarás cómo es Nueva York.

Hasta entonces, dentro de un mes, 20 de mayo, calculo, más o menos, yo habré vuelto de Barcelona tres días antes, justo después de mi cumpleaños, y yo tendré por entonces, 19...y son tantas las cosas que me han pasado en apenas una semana que no sé cómo hacer para que sean de tu consciencia parte, pues con Humbert ha de estar relacionado para bien o para mal...porque repito, no todo está para complacernos, por desgracia.

No vendrá mal saber que yo ya te tenía un regalo, como siempre será muy "mío" y demasiado normal, pero lo hago desde lo poco que me queda y que amarro con fuerza y retuerzo entre mis pechos y caderas de la pequeña Lo que se hizo universitaria.


Es demasiado tarde para pensar y sólo el desconsuelo y la inconformidad me hacen escribir en automático hablando quizá u npoco más de la cuenta quiza´no...pero hablar al fin y al cabo en vez de ir a reposarme entre Miguelito y las sábanas naranjas...


Todo da igual, es un viernes más de miles que tendré que llorar...


Un beso, de la Lo más pérdida del mundo.

Cvalda dijo...

Me encantó esta novela gráfica. Tu blog me parece muy interesante, ¡pasalo bien por NY! Y felicidades ;)

Humbert dijo...

lo: mi querida lo, a veces, lo que no tenía que pasar, pasa, y lo que deseabas que ocurriera, sigue sin llegar. espero que hayas disfrutado de barcelona mientras yo disfrutaba de nueva york. otra vez será. y ten presente que solo el que se atreve a navegar se puede encontrar perdido. un beso y un abrazo.

cvalda: bienvenida a esta desde ahora tu casa. un placer.