sábado, 11 de marzo de 2006

Once minutos - Paulo Coelho

Érase una vez una prostituta llamada Maria.

Un momento. “Érase una vez” es la mejor manera de comenzar una historia para niños, mientras que “prostituta” es una palabra propia del mundo de los adultos. ¿Cómo puedo escribir un libro con esta aparente contradicción inicial? Pero, en fin, como en cada momento de nuestras vidas tenemos un pie en el cuento de hadas y otro en el abismo, vamos a mantener este comienzo:

Érase una vez una prostituta llamada Maria. Como todas las prostitutas, había nacido virgen e inocente, y durante su adolescencia había soñado con encontrar al hombre de su vida (rico, guapo, inteligente), casarse (vestida de novia), tener hijos (que serían famosos cuando creciesen) y vivir en una bonita casa (con vistas al mar). Su padre era vendedor ambulante, su madre costurera. Su ciudad en el interior del Brasil tenía un solo cine, una discoteca, una sucursal bancaria, por eso Maria no dejaba de esperar el día en que su príncipe encantado llegaría sin avisar, arrebataría su corazón, y partiría con él a conquistar el mundo.

11 comentarios:

Pecado dijo...

me encanta ese libro....la combinacion y el baile entre el amor y sexo,entre la entrega y la posesion....toda una histoia de amor con rosas amarillas y el aeropuerto de Paris....Gracias Humbert por recordarme4 un placer reciente

Noa- dijo...

Ese libro me encantó precisamente por esa aparente contraposición que vaga permanentemente en todas las letras.
Prostitución - amor
Entrega - posesión
Sexo - dulzura

amor

Un saludo

cabaret dijo...

lo siento, Coelho dejó de gustarme hace tiempo, sin embargo tu blog: mola!

saludos

ella y su orgía dijo...

¿Has visto Las noches de Cabiria, de Fellini?

En caso de respuesta negativa, te la recomiendo.

Abrazo desnudo.

Perdido dijo...

Me recomendaron encarecidamente un libro de Coelho y no superó mi prueba de 20 minutos para engancharme, aún así me lo leí. Lo tengo vetado de por vida, por petardo.

Me consta su buen gusto, quizás yo sea demasiado radical ....

marea dijo...

Lo pongo en la lista de los próximos a leer.
Gracias por los comentarios...hacen que apetezca leerlo.

Phosphorus dijo...

Chispas macabras... no cabe otra expresión.

Coelho? No sé, yo lo tengo vetado sin haberlo leído... será prejuicio... pero aún no acabo de deleitarme con las lecturas y relecturas de Nabokov como para dejarme embaucar con estas lecturillas modernas de publicaicones ultramasivas que incluyen explicaciones de los usos y recursos verbales.Son como una obra con un letreritos para los bobos que no la entendieron, no crees? Mucho mejor deslizarse por ese delicado trabajo esteetico que fluye con magia entre las letras del príncipe, en sus susurros de entrelíneas, su cadencia... su Lolita y toda su obra.

Será prejuicio.

En todo caso, gracias, paso.

Y otra cosa: sexo es dulzura y violencia siempre siempre. Nada puede estar más junto.

beso de entrepierna depilada.

p.

Froymario dijo...

A mi me encantó el libro, mi mamá me lo prestó, bueno me lo regaló porque tengo afición por coleccionar libros, me dejó con las ganas de que la historia hubiera tenido un final más feliz, pero me parece bien así qe si hubiera tenido el final que yo quería quizá ya lo hubiera olvidado...

Humbert dijo...

me gusta que se haya creado este debate. si lo llego a saber, cuelgo el post antes.

pecado: el placer es mío.

noa: creo que la gran contraposición que se plantea es el eterno debate amor/sexo sexo/amor, pero eso casi merecería un nuevo post. un placer.

cabaret: gracias y bienvenida. espero verte más veces por aquí. este es el primer libro que leo de coelho, y me intereso por el tema que abordaba. no sé si leeré algo más de él. me parece que normalmente se decanta bastante por el tema religioso y místico, que precisamente es lo que menos me ha interesado en "once minutos". un placer.

ella: como no recordar esa puta/santa de las calles de roma...un placer.

perdido: como le he comentado a cabaret, es el primer libro que leo de coelho, y no esta tan mal como para calificarlo de petardo. me sobran algunas cosas, pero sí, recomiendo su lectura. aunque sobre gustos no hay nada escrito. por favor, siga lo que su buen gusto (que tambien a mi me consta el suyo) le dicte. un placer.

marea: ¿verdad que han sido unos comentarios la mar de interesantes? un placer.

phosphorus: un placer el comentario y la visita. no hay que comparar coelho con nabokov, pero se pueden leer a los dos sin problemas. ¿una obra con letrerito para los bobos? de vez en cuando no esta mal que nos recuerden según que cosas y aprender otras. como dice la protagonista del libro, "ya no tengo miedo a preguntar lo que no sé". en cuanto a nabokov, me han recomendado la lectura de ada o el ardor. ¿lo has leido?¿qué te parece? beso esa entrepierna depilada. un placer.

froymario: me tienes que explicar lo de un final más feliz, pero hazlo por e-mail, para no estropear el libro a quién no lo haya leido. un placer.

Humbert dijo...

se me olvidaba phosphorus: en cuanto a la referencia que haces al sexo, la dulzura y la violencia, reproduzco un fragmento del libro: "...hacian el amor, sudaban, se abrazaban, mezclaban ternura y violencia, gritaban y gemian juntos." si al final tu y coelho vais a pensar lo mismo...

un placer.

Sol dijo...

Um retrato da verdade.
Gostei muito desse livro


;))Beijo